Se encuentra usted aquí

Entrega de medallas a Jesús Martínez de la Fuente y María Moros, como nuevos miembros de la Academia Joven de España

Lun, 11/29/2021

Ambos investigadores pertenecen al Instituto de Nanociencia y Materiales de Aragón, INMA, centro mixto CSIC-Universidad de Zaragoza Es la primera ocasión desde la creación de la Academia que se celebra esta ceremonia en la que se distinguen a investigadores jóvenes más importantes de nuestro país

(Zaragoza, lunes, 29 de noviembre de 2021). Los investigadores Jesús Martínez de la Fuente y María Moros, miembros del Instituto de Nanociencia y Materiales de Aragón, INMA (centro mixto CSIC-Universidad de Zaragoza), han recibido la medalla como nuevos miembros de la Academia Joven de España, en un acto celebrado este jueves 25 de noviembre en la Real Academia Nacional de Farmacia en Madrid.
 
Es la primera ocasión desde su creación que se celebra esta ceremonia en la se distinguen a algunos de los investigadores jóvenes más importantes de nuestro país. Desde la creación de la Academia en el año 2019, se han unido a la misma 30 investigadores, todos ellos sobresalientes en campos que engloban las principales ramas del conocimiento.
 
Entre los nuevos académicos se encuentran los investigadores del Instituto de Nanociencia y Materiales de Aragón, INMA (CSIC-Universidad de Zaragoza), Jesús Martínez de la Fuente, investigador principal del grupo de Biofuncionalización de Nanopartículas y Superficies e inventor de 6 patentes licenciadas, y María Moros, receptora de una ayuda “Starting Grant” del Consejo Europeo de Investigación dotada con cerca de 2M€ para su proyecto SIROCCO, basado en nanopartículas para aplicaciones biomédicas
 
Además recibieron medallas de nuevos Académicos de Número de la Academia Joven de España 3 galardonados con el Premio Princesa de Girona, 1 con el Premio Rey Jaime I, 13 receptores de las prestigiosas ayudas del Consejo Europeo de Investigación (ERC-Starting Grant y Consolidator), 9 miembros de la Global Young Academy y varios investigadores del Programa Ramón y Cajal.
 
La apertura del acto vino de la mano de Javier García Martínez, presidente de la Academia Joven de España, uno de sus Académicos de Número fundadores. Seguidamente dio la bienvenida Antonio L. Doadrio Villarejo, Presidente de la Real Academia Nacional de Farmacia y Jesús María Sanz Serna, Presidente del Instituto de España y Presidente de la Real Academia de Ciencias Exactas, Físicas y Naturales, para posteriormente dar paso al Académico Secretario de la corporación, el Prof Javier Martínez Moguerza, quien resumió las actividades que ha realizado la Academia desde su creación.
 
Tras la imposición de las medallas, Cristina Blanco Sío-López y Estrella Díaz Sánchez dieron un discurso en nombre de sus compañeros sobre su visión de la aportación de la Academia Joven al avance de la ciencia en España.
 
Actualmente Jesús Martínez de la Fuente está trabajando en el proyecto “Point-of-care tests for the rapid detection of SARS-CoV-2” (Estudios para el desarrollo de tecnologías eficaces de diagnóstico y detención temprana del SARS-CoV2) para el desarrollo de un sistema de detección rápido de la Covid19 que pueda dar los resultados de manera más rápida que la PCR. Este proyecto se inscribe en el marco de la Plataforma Temática Interdisciplinar PTI “Salud Global” (Financiado por el CSIC y el fondo AENA).
 
Por su parte, María Moros está desarrollando el proyecto SIROCCO. Este proyecto está dotado de una ayuda “Starting Grant” del Consejo Europeo de Investigación de casi 2 millones de euros. El proyecto se basa en desarrollar herramientas basadas en nanopartículas magnéticas para estudiar la capacidad que tienen las células de detectar estímulos mecánicos externos y transformarlos en señales bioquímicas. Un mayor entendimiento de estos mecanismos y la posibilidad de manipularlos externamente puede ser de gran utilidad en medicina regenerativa.
 
Para llevar a cabo su trabajo multidisciplinar, se han instalado unos nuevos laboratorios cofinanciados por la Universidad de Zaragoza y el CSIC. En ellos se incluye una sala de cultivo celular de bioseguridad 2 (NBS2+). Las medidas de seguridad reforzadas de esta sala permitirán el trabajo con SARS-CoV-2, lo que facilitará, entre otros estudios, la investigación en biosensores que en estos momentos se está desarrollando en el INMA.